Crecer con conciencia. - Coaching de Familia Sistémico - Susana García Gutiérrez - Coach de familias monoparentales

Crecer con conciencia.

por / miércoles, 18 noviembre 2009 / Publicado enaprender, autoconocimiento, coaching, conciencia, crecer

CRECER con mayúsculas va unido a la esencia del ser humano, continuamente vivimos en un nacer, crecer y morir, ya sea física, emocional, mental o espiritualmente. Cada una de nuestras vivencias pasa por estas fases, la diferencia está en si las aprovechamos tomando conciencia de cada una de ellas.

Un proceso de coaching tiene, precisamente, esa base, generar en el coachee la toma de conciencia para aprovechar al máximo el aprendizaje presente en cada paso y utilizarlo como trampolín para conseguir sus sueños.

Estas son algunas de las premisas que pueden apoyarte para esa toma de conciencia

1. Reconocer que cualquier ser humano puede evolucionar a nivel corporal, mental y espiritual.
2. Esa evolución puede hacerse desde la más completa conciencia o desde la inconsciencia total, con toda una escala diferenciada de una medida a la otra. A mayor conciencia mayor aprendizaje. 3. Los logros y méritos personales son múltiples y variados, por tanto, es importante reconocerse tanto los pasados como los presentes.
4. Para avanzar necesitas saber qué quieres realmente y hasta dónde estás dispuesto a cuestionarte tus pensamientos y creencias.
5. Detrás de una acción externa que puede parecer dañina hay una conexión interna e inteligente que la motiva, encuéntrala y habrás encontrado la llave para la puerta del crecimiento.
6. Quizá hay algo que no conseguiste antes, en vez de olvidarlo, aprende sobre qué hubo de positivo y menos positivo en esa situación, así sabrás qué cambiar la próxima vez.
7. Averigua las cosas importantes para ti, revisa a cada paso que sigues en consonancia con ellas.
8. La mejor persona para manejar tu vida eres tú mismo/a, el resto pueden ser el bastón, sólo tus pies andarán el camino.
9. Las acciones son la herramienta de cambio por excelencia, procura elegir aquellas que movilizan tu interior, irás por el buen camino.
10. Si no puedes sólo, pide apoyo, aunque antes asegúrate que lo solicitas en el lugar adecuado.

_____________________________________________________________________________________________________

AUTORA

    Susana García - imagen circularSusana García Gutiérrez, Formadora y Coach de Familia-Educativo Sistémico,  fundadora de “Familia y coaching”, Fundadora y directora de Centro FAMES (Centro de Formación para la Familia y la Escuela). Es 1ª Coach de Familias Monoparentales en España. Co-fundadora de AECOFAME (Asociación Española de Coaching de Familia y Educativo) y su primera presidenta 2010-13    

Suscripción-familiaycoaching

2 Responses to “Crecer con conciencia.”

  1. Totalmente de acuerdo, muy buenos consejos.Lo único que me cuesta ver es aquello que dices de la conexión interna e inteligente. Interna, sí, seguro, e inconsciente muchas veces, pero inteligente???. Me parece que no siempre. A veces me cuesta verlo en mucha gente, incluso en uno mismo, aunque duela, que todos nos creemos muy inteligentes. Hay mucho de estupidez humana también, por llamarlo de una forma muy directa (hay algún libro en plan coña al respecto, pero con algunas verdades de fondo, tengo a mano por ejemplo ‘estúpidos hombres blancos’, o el de los premios Darwin a la estupidez humana). Siento ser un poquito negativa, que a mí tampoco me gusta serlo, pero la realidad se impone…igual hay otra forma de llamarlo, no sé, tú seguro que sabes calificarlo de forma más amable.
    Besitos
    Pepa

  2. Hola Pepa,

    Ya sabes que es un placer recibir tus comentarios y tu feedback, como siempre, me ayuda a mejorar.

    Si, entiendo que ese punto necesita una clarificación.

    Lo que quiere decir es, que a veces las personas tomamos acciones que dañan en alguna medida, y desde el consciente y punto de vista social, así son consideradas. A su vez, esa acción tiene un componente inconsciente, movido por nuestras creencias personales y que tiene una intención positiva «escondida». Por eso digo inteligente, pues es nuestro inteligente inconsciente quien la gestiona (no nuestra mente).

    Esto está basado en una de las presuposiciones de la Programación Neurolingüística: «Detrás de cada acción hay siempre una intención positiva», también se llaman ganancias secundarias.

    Para que se entienda mejor, un ejemplo ilustrativo y habitual. Los niños cuando hacen trastadas en multitud de ocasiones pretenden recibir la atención de sus padres, amor en definitiva. Por tanto, el comportamiento puede ser dañino para ellos y los de alrededor, ahora bien la motivación tras eso es su gran necesidad de cariño.

    Espero que esto sea clarificador.

    Un abrazo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Responsable: Susana García Gutiérrez (propietaria de la marca Familia y Coaching)
Finalidad: Controlar el spam, gestión de comentarios
Legitimación: Tu consentimiento
Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal
Derechos: Acceso, rectificación, portabilidad, olvido
Contacto: info@familiaycoaching.com
Información adicional: Más información detallada en Política de privacidad

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

SUBIR