Conflictos durante la separación: Parte1-El dinero

Conflictos durante la separación: Parte1-El dinero

por / miércoles, 16 julio 2014 / Publicado enhijos, madres, monoparental, monoparentales, padres, Sin categoría

Estaba preparando un artículo sobre la diferencia entre vínculo y relación, la importancia de distinguir entre ambos en las separaciones de pareja. Y nuevamente me llegan otras situaciones que se dan durante un proceso de separación o divorcio.

Realmente no te voy a contar nada que no sepas si tú o alguien cercano a ti ha vivido esto. Aún así he querido tocar este momento tan doloroso y generador de tanto desencuentro.

Algunos de los conflictos que más se dan en un proceso de separación tienen que ver con las necesidades básicas de la Pirámide de Maslow. ¿En qué momento se pasa de una necesidad básica a querer ganar al otro?

Como siempre la diferencia a la hora de afrontar una situación no está tanto en qué está sucediendo sino dónde me estoy posicionando, es decir, quién soy yo cuando actúo.

En esta serie de artículos voy a tocar los temas más calientes, aquellos generadores de mayor desencuentro durante esta etapa, empezando por el gran dilema de el dinero.

Conflicto 1 – El dinero

Esto del dinero genera más de una discusión en la mayoría de los contextos de nuestra vida. A muchos gusta decir que el dinero no importa, ahora bien cuando las cosas se tuercen en una relación, parece que sí importa.

Yo personalmente considero importante tener una buena relación con el dinero y saber que si importa. La diferencia es dónde posicionas esa importancia, ¿qué hay más importante y prioritario a la hora de relacionarte? Y una para nota, ¿estás dando su lugar al dinero? ¿dónde?¿con qué lo estás comparando? Esto tiene mucho que ver con aquello que comento habitualmente sobre el dar y recibir.

En las relaciones dar y recibir es una reciprocidad más que necesaria, vital para la superviviencia de la propia relación. Dar y recibir va asociado a un todo, no a un concepto único. Porque cada uno da aquello que tiene.

Cuando hay un conflicto la mejor opción es buscar el ganar-ganar como en cualquier negociación. Nada hay más cansado, desgastante y negativo que establecer una lucha de gano-pierdes porque todos pierden y en este área, cuando los padres se separan, los perdedores son tanto los padres como los hijos.

Sobre finanzas familiares, conflictos, negociación, separaciones estaremos tratando en la formación que hemos preparado con tanto cariño desde Centro FAMES, porque queremos darte herramientas para afrontar estas y otras situaciones de la familia.

Hazte estas preguntas:

¿Quién estás siendo tú cuando no cubres las necesidades económicas de tus hijos? ¿Qué te lo impide? ¿Una necesidad real? ¿El ego? ¿El enfado con el otro progenitor?

¿Quién estás siendo tú cuando usas el tiempo de tu hijo como un arma para obtener más compensación? ¿Es una necesidad real por falta de recursos? ¿Es el enfado o una sensación de deuda?

Estos son mayoritariamente problemas sin resolver entre ambos que aún repercutiendo en el día a día de los chicos, muchas veces nada tiene que ver con ellos.

images

Tener la capacidad de buscar una solución más allá del propio interés en llevar razón (aunque creas que la llevas) es realmente el único camino. Hace poco alguien me preguntaba cómo se le explica a un hijo que uno de sus padres no está haciéndose cargo de su responsabilidad económica. Esta persona sabe muy bien por qué preguntaba y te voy a dar la respuesta en 3 principios importantísimos:

1. Acepta tu responsabilidad.

Nuestra relación con las finanzas se desarrolla a través de nuestras vivencias familiares. Por tanto, cuando elegiste esa pareja para tener tus hijos, ya tenía un comportamiento determinado en este aspecto. Así pues, primero toma esto como algo que tú elegiste y a partir de ahí busca la manera menos dañina de afrontarlo.

Así enseñas a tu hijo a ser consecuente con tus decisiones del pasado y a que se de cuenta de la importancia de las mismas.

2. Antepón el beneficio emocional al económico.

Soy consciente de la existencia de casos realmente complicados, situaciones desbordadas de necesidades muy básicas. Quizá no me creas, hay muchas cuya situación es bien distinta. No se si esta será tu situación o una que conozcas, se que alguna persona centrada en el dinero olvida que el bienestar emocional es básico para nuestros hijos.

Ante el momento doloroso puedes olvidar que el niño necesita de ambos padres emocionalmente hablando, en su día a día, independientemente existe o no esa responsabilidad económica por ambos. En ningún caso quiero decir que sea un tema a olvidar, más bien tomar por objetivo que este asunto de las finanzas no sea utilizada de forma que la estabilidad emocional de los hijos se vea afectada.

Cada vivencia es distinta y esto para nada es una regla fija. Aunque puedo afirmar el gran beneficio para los chicos cuando ambas cosas están presentes aunque van por separado. ¿Difícil? puede. ¿Imposible? no

Así muestras a tus hijos como el amor de ambos padres por ellos está presente aún cuando la situación no sea ideal. Aprenden a dar su importancia al dinero como tal, no como moneda de cambio emocional.

3. Actúa inteligentemente, encuentra alternativas para llegar a un acuerdo.

Esto tiene que ver más con abrirte, ver más allá, tomar aquello que sí puedes tener en lugar de cansarte en una guerra por aquello otro que quizá ahora no sea posible.

A veces no es posible, sea la razón que sea, que un progenitor aporte dinero de forma habitual. ¿Crees que sirve de ayuda evitar las visitas del niño? ¿O realmente te genera más problemas que beneficios? Piensa por un momento.

Claro que cuando somos padres tomamos la responsabilidad de atender a los hijos en todos los aspectos en los que son dependientes de nosotros. La cuestión principal es si vas a elegir estar en paz o en guerra permanente, ¿qué quieres para tu vida diaria? Selecciona la opción en consecuencia.

Con esto muestras a tus hijos tu decisión de buscar un ganar-ganar siempre que sea posible, la posibilidad de abrir la mente a hacerse la vida más placentera en lugar de una perpetua guerra, a salirse del llevo razón.

_____________________________________________________________________________________________________

AUTORA

    Susana García - imagen circularSusana García Gutiérrez, Formadora y Coach de Familia-Educativo Sistémico,  fundadora de “Familia y coaching”, Fundadora y directora de Centro FAMES (Centro de Formación para la Familia y la Escuela). Es 1ª Coach de Familias Monoparentales en España. Co-fundadora de AECOFAME (Asociación Española de Coaching de Familia y Educativo) y su primera presidenta 2010-13    

Suscripción-familiaycoaching

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Responsable: Susana García Gutiérrez (propietaria de la marca Familia y Coaching)
Finalidad: Controlar el spam, gestión de comentarios
Legitimación: Tu consentimiento
Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal
Derechos: Acceso, rectificación, portabilidad, olvido
Contacto: info@familiaycoaching.com
Información adicional: Más información detallada en Política de privacidad

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

SUBIR